La alimentación en perros mayores

Noviembre 2016 | Blog

¿Con cuántos años un perro se considera viejo?

Es complicado determinar a qué edad un perro debe considerarse mayor, y factores como la alimentación, la raza o los cuidados recibidos a lo largo de su vida influyen de manera decisiva en la entrada a la 3a edad.
Generalmente, se suele considerar que los perros de las razas pequeñas y medianas son ancianos a partir de los 10 años, mientras que los de razas grandes y gigantes lo son a partir de los 7-8 años.

¿Cómo detectar que mi perro se está haciendo mayor?

Hay varias señales, aparte de la edad, que nos indican que nuestra mascota se está haciendo mayor. Únicamente debemos fijarnos en su comportamiento para rápidamente darnos cuenta que aparecen algunos cambios como:
-    Alteración del sueño: Acostumbran a dormir más y empieza a ser usual sorprender al perro en medio de la siesta sin que se haya percatado de nuestra presencia
-    Disminución de la actividad física: Es conveniente que continúe haciendo un desempeño físico, más moderado, aunque el animal sea cada vez menos explosivo y nervioso.
-    Perdida de los sentidos: La visión, el olfato y el oído empeoran rápidamente en los perros mayores, y pueden aparecer con más frecuencia infecciones en los ojos u oídos.

La nutrición de los perros ancianos

Con la edad se produce una disminución de la capacidad funcional de los órganos y un descenso de la actividad física. Debido a ello, los requerimientos energéticos en alimentación suelen descender entre un 30 i 40%.
Precisamente, a causa de la perdida de eficiencia en el funcionamiento de los órganos, entre ellos el sistema digestivo, es sumamente importante subministrar al animal proteínas de alta calidad (provenientes de carnes y no de harinas) para minimizar las pérdidas de tejido fibroso. La proporción de proteínas contenidas en el alimento también debe ser alta para asegurar que el perro es capaz de metabolizar aquellas que necesita en suficiente cantidad, siempre y cuando no exista ningún problema de insuficiencia renal.
Es de gran ayuda para estimular el apetito el uso de alimentos altamente aromáticos que permitan compensar la pérdida de los sentidos del gusto y el olfato. Por este aspecto y por la facilidad de masticación y digestión, son especialmente indicados los alimentos húmedos, ya que son más apetitosos y fáciles de digerir.
Debemos dar especial importancia al tema de la obesidad, ya que lo perros mayores son más propensos a desarrollarla y les afecta de forma especialmente negativa. Así pues, conviene llevar un control más estricto con la alimentación si vemos que el animal empieza a engordar. Generalmente se definen 5 tipos de estado físico para los canes:


 Caquéctico: Sin grasa corporal visible

 

 Delgado:     Escasa grasa corporal visible

 

 Optimo:     Las costillas se palpan fácilmente pero no se ven

 

 Sobrepeso: Costillas no visibles y difíciles de palpar

 

 Obesidad: Presencia abundante de grasa subcutánea



En definitiva, con un poco de atención para detectar los cambios que le supone a un perro el hacerse mayor y aumentando el control en la dieta y el estado físico del animal, nos aseguraremos que su salud le acompaña a lo largo de su última etapa vital.

Consejos relacionados

los-perros-y-el-frio
Los perros, como nosotros, también notan el frío del invierno. Te explicamos como detectar que nuestro perro tiene frío y que medidas tomar.
los-instintos-del-perro
Detallamos cuales son los instintos más importantes del perro y que necesidades básicas satisfacen
cambio-de-alimentacion-del-perro
Os explicamos paso a paso como realizar un cambio en la alimentación de vuestros perros vigilando al máximo su salud intestinal
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos de interés. Aceptar